¿Qué hacer para conseguir dormir bien por la noche?

Síguenos

Chica+durmiendo

Qué importantísimo es dormir bien para nuestro cuerpo y belleza. Y no tan solo es importante, sino que es imprescindible para la vida. Por un lado mientras dormimos se produce la reparación de los tejidos (piel, pelo, uñas…) por eso las cremas hacen mayor efecto por la noche. Es cuando crecemos (pelo, uñas…). Solucionamos temas de arrugas y ojeras y nuestra piel se verá más descansada y suave. E incluso nuestros recuerdos y lo que hemos aprendido durante el día se agarran a nuestra memoria.

Aunque por otro lado no todas las personas necesitan el mismo número de horas de sueño para descansar. Los expertos aconsejan no dormir menos de 7 horas al día de forma continuada. Con esto no estoy diciendo que si duermo 5 horas por la noche, pero por la tarde me hecho una siesta de 3 horas, ya he cumplido con el descanso de ese día. Desde luego todo lo que se descanse es bueno para el cuerpo, pero lo realmente bueno es hacerlo de forma continuada.

Así que te voy a dar unos consejos para ayudarte a que descanses por la noche.

Teniendo en cuenta la hora a la que te vas a tener que levantar y teniendo en cuenta que al menos tienes que dormir unas 7 u 8 horas, puedes calcular la hora a la que deberías irte a la cama. Tampoco es cuestión de estar todo el día descansando y durmiendo ya que con esta actitud lo que conseguimos es que nuestros músculos pierdan masa muscular.

Cenas ligeras

Evita las cenas pesadas, los dulces y las bebidas azucaradas en las horas previas a irte a dormir.

Chica con mucha comida

Si notas que te suenan las tripas después de cenar te aconsejo que bebas un vaso de leche caliente, un plátano o una rebanada de pan integral una hora antes de irte a la cama. Una infusión de manzanilla o de tila también te ayudará a relajarte y ha hacer mejor la digestión.

Infusiones relajantes

En el tema de las infusiones existen a la venta tanto en los supermercados como en las herboristerías algunas específicas para ayudarte a conciliar el sueño.

Infusiones relajantes

En la derecha de la foto os muestro de Pompadour una infusión llamada “Duerme bien” (ingredientes: rooibos, melisa, honeybush, anís, canela, regaliz, lúpulo, hojas dulces de zarzamora, cardamomo y flor de loto), la cual compré en un supermercado y está bastante bien.

A la izquierda de la foto os enseño las infusiones de Herbodiet “Descanso feliz”, la cual me trajo 20 infusiones, de precio es más cara que la que puedas comprar en un supermercado ya que esta la compré en una herboristería, pero su efecto se nota. Personalmente es la que tomo justo antes de ir a acostarme cuando creo que voy a tener problemas de sueño.

Sus ingredientes son: azahar, tila, melisa, aroma de naranja y lleva también Vitaminas: C, nicotinamida, E, ácido pantoténico, B6, B2, B1, ácido fólico, biotina y B12. Y con una bolsita me es suficiente. Pero seguro que encontráis muchos más tipos de infusiones a la venta que puedan ayudaros.

Desprenderse de las tensiones del día

Si hay algo que realmente te preocupa, o varias cosas que tienes pendientes de hacer y estás con la cabeza pensando en ellas, haz una cosa que seguramente te ayudará. Coge un papel y un bolígrafo y apunta las cosas que tienes pendientes o las cosas que te preocupan y quieres resolver, y finalmente escribe:

TODO ESTO LO PUEDO SOLUCIONAR MAÑANA

… y mete el papel en una caja. Así de forma inconsciente podrás relajarte con mayor facilidad apartando temporalmente todas esas cosas que te preocupan.

Evitar estar concentrada antes de dormir

En las horas previas a irse a la cama no es aconsejable hacer tareas que requieran demasiada concentración, como por ejemplo estudiar ya que harás que tu mente esté muy despierta cuando lo que queremos es que comience a relajarse y a prepararse para descansar y dormir.

Chica estudiando

Sé que a veces parece que las horas del día no nos llegan a nada y que necesitas hacer tareas hasta llegada la noche o que las dejas para última hora, pero procura organizarte de tal modo que a partir de cierta hora puedas comenzar a relajarte, por ejemplo a la hora en que empiezan las películas en la televisión, póntelo como hora límite para trabajar, estudiar o hacer tareas en casa.

Un buen baño relajante

baño relajante

Algo estupendo que te ayudaría a relajarte sería darte un baño antes de irte a la cama. Cuando ya tengas todas las tareas terminadas. Métete en la bañera con lavanda en el aire, aceites en el agua bien calentita, alguna bebida dulce cerca, las toallas en la calefacción para ponértelas calentitas por encima al salir, alguna flor en el agua y una almohada donde apoyar la cabeza. Al salir sécate he hidrátate bien todo el cuerpo sobre todo codos y rodillas (zonas secas) y vete directamente a la cama.

En la habitación

La oscuridad de la habitación ayuda a que tu cuerpo entre en estado de sueño. No se si conoces esos despertadores que despiertan con luz (añadiéndole algún sonido a mayores). Yo tengo uno y por ejemplo si le pones que te suene a las 7:00 AM pues el despertador encenderá una luz media hora antes que irá aumentando de intensidad poquito a poco hasta iluminar completamente la habitación y entonces comenzará a sonar el RING-RING-RING.

niño durmiendo a oscuras

Esa luz hace que tu cuerpo se vaya adaptando al día y despertándose poco a poco y así no tendrás un despertar tan pesado. Pues igual pasa con la oscuridad, la cual como te digo te ayudará a que tu cuerpo se prepare para la hora de sueño.

Intenta evitar tener que levantarte cuando ya estás acomodada en la cama. Deja un vaso de agua a tu alcance junto a la cama por si tuvieras sed en cualquier momento y así evitar el levantarse y desvelarse.

En la cama

Las esencias que relajan también puedes utilizarlas para ayudarte a descansar y relajarte más y mejor. Una cosa que puedes hacer es rociar la almohada con un poco de esencia de lavanda, te ayudará a relajarte.

Cuando te vayas a la cama R-E-L-A-J-A-T-E, no pienses en las cosas del día, coge un buen libro para dejar en tu mesilla de noche y lee así evitarás pensar en otras cosas, lee con una postura cómoda y relajada hasta que tus ojos comiencen a caerse y te venza el sueño, en ese momento apaga la luz.

No es aconsejable ver la televisión desde la cama ya que quieras o no siempre te va a retrasar el comienzo del sueño. Pero si eres de las personas que están acostumbradas a dormir con la tele encendida, activa el temporizador para que se apague sola dentro de 30 min., 60 min… lo que tú consideres correcto. No queremos que a mitad de la noche la tele con algún ruido fuerte te despierte. Para configurar esto los mandos de la tele suelen tener un botón con el dibujo de un reloj.

Adopta la postura más cómoda y sobre todo estudia tu almohada y mira si es cómoda para ti, y si no es así no dudes en cambiarla, quizá sea eso exclusivamente lo que está haciendo que no duermas bien. Ahora existen a la venta muchos tipos de espumas y formas de almohada.

No te tapes con demasiadas mantas para evitar que por la noche te despierte el calor. Si eres una persona friolera ponte un pijama calentito y un buen edredón o manta y así evitarás tener demasiado peso sobre ti.

Y finalmente, teniendo en cuenta todas estas cosas y estudiando en que fallamos o que podemos hacer para ayudarnos a descansar…

…buenas noches y dulces sueños… zzzZZZzzzZZZzzzZZZ…

Imágenes | energeticspell, Amanda Benham, Niniel, Pinkiwinkitinki, Jinx
Arrebatadora | Convierte tu baño en un jacuzzi, Dormir – Análisis y novedades, Almohada para todo el cuerpo

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios