Sigue a

Setas

Hace unos días hablamos de los mejores alimentos para cuidarnos en otoño y entre ellos no podían faltar las setas. No es que me olvidara de ellas, es que sus propiedades y beneficios son tantos que sin duda merecían una entrada a parte.

Sabrosas, saludables, ligeras, nutritivas… ¡Lo tienen todo! Pero mejor vayamos por partes.

Pocas calorías y mucho sabor

Alimentos como las setas vienen a desmentir la falsa idea tan extendida de que todo lo bueno engorda. Deliciosas en todas sus variedades resultan perfectas tanto para incluir en una dieta de adelgazamiento como si simplemente queremos mantener la línea.

Están formadas por agua en más de un 80% y su aporte en grasas e hidratos de carbono apenas alcanza un 3% del total de su composición, lo que hace que en general no pasen de las 20 calorías cada 100 gr.

Si a eso le sumamos su alto contenido en fibra que mejora el tránsito intestinal y que incluyen también una buena dosis de potasio que previene la retención de líquidos, nos encontramos con un ingrediente perfecto para saciar el apetito sin engordar ni sentirnos hinchadas.

A mi me encantan simplemente a la plancha con un poquito de sal, pero sirven para alegrar cualquier plato que se nos ocurra, con arroz, pasta, verduras, ensaladas, como acompañamiento, en sopas… Las posibilidades son infinitas, sobre todo teniendo en cuenta que tenemos muchos tipos de setas para ir variando.

Rovellons

Vitaminas y minerales, para estar más guapas y sanas

Ya sabíamos que para lucir un cabello 10 son muy recomendables las setas Shiitake que aportando Vitamina B12 favorecen a que crezca bonito y fuerte. Pero este hongo procedente de japón no es el único que sirve para embellecer uñas, pelo y huesos ya que todos contienen una buena cantidad de fósforo que también se encarga de mantenerlos en óptimas condiciones.

Otro mineral a destacar, sobre todo en los champiñones, es el selenio, que actúa como antioxidante previniendo el envejecimiento prematuro y nos ayuda a tener un mejor tono de piel, aunque entre los mejores elementos para combatir las arrugas también tenemos la Vitamina A, presente en todas las setas y especialmente en los níscalos (rovellons en mi tierra), que además contribuye a equilibrar el exceso de grasa en la piel.

Estas son mis tres variedades favoritas, aunque reconozco que todas me gustan, además hay que añadirles a sus propiedades en general el aporte de cobre que favorece una buena circulación y de hierro, que se absorbe correctamente gracias a la ausencia de fitatos, convirtiéndolas en unas de las mejores fuentes de proteína vegetal.

Todo esto sin olvidar que las setas son una fuente importante de vitaminas del Grupo B (presentes también en la levadura de cerveza o el germen de trigo) imprescindibles para una buena salud de nuestro cutis y nuestra melena, que también se verán favorecidos por el extra de hidratación que aportan con su importante contenido en agua.

¿Se puede pedir más? A mí me parece que no… Así que ahora solo toca aprovechar que están en su mejor temporada para disfrutarlas mientras nos cuidamos más que nunca.

¿Ya habéis empezado a comer setas? ¿Cuales son vuestras favoritas?

Foto | chantel beam photograph | Visualpanic
En Vitónica | Huesos y músculos más fuertes comiendo setas

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios