Espalda sana, espalda recta (I): Consejos y posturas a evitar

Sigue a Trendenciasbelleza

dolor_espalda


Como bien comentaba nuestra compañera Carolina en uno de sus post de consejos para lucir la espalda, debemos extremar los cuidados en esta zona, ya que cuando nos damos cuenta de que no la hemos cuidado lo suficiente ya es demasiado tarde.

Un claro aviso de que no prestamos suficiente atención a nuestra espalda son los dolores lumbares, que levante la mano quien no los ha sufrido alguna vez. El responsable en la mayoría de estos casos es una mala postura a la hora de sentarnos. Si solemos pasar muchas horas delante del ordenador somos propensos a tener dolores tanto en la espalda como en el cuello, y debemos tener cuidado si no queremos que desemboque en una hernia discal.

Una manera eficaz para combatir esos dolores lumbares es la aplicación de calor. Si aplicamos calor en la zona dolorida aliviaremos el dolor y aumentamos el flujo sanguineo en esa zona llevando más nutrientes a la zona afectada. Si el dolor persiste, intenta combatirlo con analgésicos o pide consulta con un fisioterapeuta.

Pero como más vale prevenir que curar, en Arrebatadora te vamos a dar unos consejos para evitar que una mala postura acabe en un dolor de espalda, sobre todo ahora que mucha gente se pasa sentada más de la cuenta en época de examenes:

postura

  • Es conveniente utilizar una silla con ruedas antideslizantes, evitaremos movimientos involuntarios y posturas forzadas.
  • Respaldo regulable en altura, profundidad e inclinación, con forma de una S suave para adaptarse a la forma de la espalda.
  • No estés más de una hora sin levantarte. Es mejor hacer muchas paradas cortas, que pocas paradas largas.
  • Si estamos con un ordenador la pantalla debe de estar en frente de nosotros y a la altura de nuestros ojos o ligeramente más abajo.
  • El teclado debe estar bajo, para no levantar los hombros. La elevación del teclado sobre la mesa no debe superar los 25º. Las muñecas y los antebrazos deben estar rectos y alineados con el teclado, con el codo flexionado a 90º.
  • Los pies pegados al suelo o utiliza un reposapiés con inclinación de 10 o 15º con la horizontal.
  • Las rodillas a la misma altura que la cintura o ligeramente elevadas.

Otros consejos que debes tener en cuenta es a la hora de caminar, hacerlo siempre con la espalda recta y la cabeza erguida.

Si te agachas nunca doblar la columna sino flexionar las rodillas para no forzar la espalda.

Si vas a levantar un peso, hacerlo de manera lenta, también doblando las rodillas, nunca con la espalda doblada, manteniendo el peso entre la cintura y el hombro, lo más pegado al cuerpo para forzar menos la espalda.

Hasta aquí los consejos para prevenir posibles dolores lumbares por una mala postura o malos gestos. Próximamente continuaremos este post con una serie de ejercicios para fortalecer la espalda y tenerla lo más recta posible, así que no nos pierdas de vista.

En Arrebatadora | Espalda sana, espalda recta (y II): ejercicios básicos

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios