UltraLift roll on de Garnier, ¿eficaz como borrador de arrugas?

Síguenos

garnier-arrugas.jpg

Cuando las líneas de expresión comienzan a mostrarse demasiado “expresivas”, dejan, inexorablemente, de utilizar su eufemístico apodo (“líneas de expresión”, que es hasta bonito) para pasar a denominarse arrugas.

En general, las arrugas no nos hacen mucha gracia. Y es que descubrir que ese plieguecito tan gracioso que nos sale cuando nuestro chico nos hace de rabiar se está convirtiendo en una inamovible marca en tu piel, pues…

Para combatir la aparición de arrugas marcadas y atenuar las que ya tenemos, Garnier ha creado una línea de productos antiarrugas llamados UltraLift, de los que yo he probado el roll on, específico para atacar esas arruguillas marcadas.

¿Cómo actúa el roll on UltraLift?


Ya sabéis que Garnier se caracteriza por utilizar productos y extractos naturales en sus formulaciones. En este caso, su “ingrediente estrella” es el Pro-Xylane, una molécula que viene de la xilosa, que a su vez se saca de la madera de haya.

Pero, ¿qué es lo que hace el Pro-Xylane? Pues lo que intentan la mayoría de ingredientes de los productos antiarrugas: fomentar la producción de colágeno y elastina y así disminuir la formación de arrugas y atenuar las que ya tenemos.

Ahora, viene la pregunta del millón: ¿este producto consigue borrar las arrugas? La respuesta es complicada y me inclino más hacia el no que hacia el sí.

garnier-arrugas2.jpg

Mi experiencia con UltraLift roll on


He utilizado este producto para intentar borrar, o al menos atenuar, las líneas de la frente y la anteriormente mencionada rayita gestual del entrecejo. Me he aplicado el producto, de forma localizada, mañana y noche, durante un mes.

Me gusta mucho la aplicación en roll on. Ya sabéis que Garnier tiene varios productos en este formato. Me gusta porque es cómodo, se dosifica bien, y además el aplicador está fresquito. Aunque ese frío a veces puede confundirte porque parece que te estás aplicando el producto y no, tienes que voltear el bote para que caiga.

Al margen del modo de aplicación, he de decir que, tras un mes, las líneas de la frente sí se me han difuminado, pero la del entrecejo no. Yo, la veo más o menos igual. Esto me hace pensar que quizá este producto sea más efectivo en “simples” líneas de expresión, incipientes, que en líneas más marcadas y profundas, al menos en mi caso.

Particularmente, creo que este es un producto destinado a pieles jóvenes, de veintitantos en adelante, como es mi caso, pero no lo veo para pieles maduras que tengan más arrugas y más marcadas. Si con la mía del entrecejo no ha podido no creo que pueda con una pata de gallo.

En Arrebatadora | Código Juventud de L’Oréal, un nuevo antiarrugas a prueba (I), Código Juventud de L’Oréal, un nuevo antiarrugas a prueba (y II)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

11 comentarios